Pétalos de rosas en la cama, velas alrededor de ella, sabanas hermosas, es lo que siempre tenemos en mente cuando pensamos en consentir a nuestro fruto prohibido.

Pero ¿qué pasa cuando tenemos ganas, pero no tenemos cama? o ¿si queremos salir de la monotonía? buenas noticias, existen posiciones en donde no necesitas de la cama, tampoco del sillón, solo necesitarás un poco de fuerza en las piernas y brazos.

1- Contra la pared 
Él está de pie con los pies firmemente apoyados en el suelo. Ella se pone de espaldas a él, apoyada contra la pared y se deja levantar ligeramente.

2-Escaleras 
En las escaleras, ella se sitúa de espaldas al hombre, el de pie detrás de ella, él agarra sus caderas y la penetra por atrás.

3-La V 
Por su naturaleza esta posición es más profunda.
Ella se sienta en el borde de una mesa y él se coloca de pie con las piernas de ella sobre los hombres.