Por Esteffanía Albarrán ( @Colorido_bicho )

Este espectáculo multidisciplinario celebra su vigésimo quinto aniversario y surgió por iniciativa de chinamperos, vecinos de la zona y prestadores de servicios turísticos que buscan una alternativa diferente para atraer al turismo a la zona del Embarcadero de Cuemanco, generado así un espectáculo familiar, en el que se conjugan disciplinas como el teatro, la danza y la música en la que se integran instrumentos prehispánicos y contemporáneos donde se retoma una de las leyendas con más arraigo en México: La Llorona.

Cabe destacar que el vestuario del elenco está elaborado de manera artesanal y siguiendo las tradiciones presentan elevados “Copillis” que son coronas elaboradas con plumas de aves (dentro de la mitología mexica las plumas simbolizan el origen con la sangre real, que une lo terrestre con lo celeste) y que Xochimilco fue nombrado Patrimonio Cultural de la Humanidad en 1987 por la UNESCO.

En la inauguración de este año se contó con la presencia de alumnos de la UNAM y el IPN en el que se encendieron velas, se presentó un video conmemorativo por los 50 años del movimiento estudiantil de 1968 y se guardó un minuto de silencio por ellos, así como por los 43 caídos en Ayotzinapa, en la que autoridades locales dieron emotivos discursos ante los momentos históricos y de gran impacto en la Republica Mexicana.

Se recomienda llevar ropa cómoda para el acceso de las trajineras, así como repelente de insectos (opcional o si llevan zapatos abiertos) , impermeable (las trajineras cuentan con techo y cortinas a los lados, pero en caso de una ligera llovizna no está de más prever; así como ropa abrigadora ya que el horario del evento y con la humedad del entorno se siente más frio de lo que en realidad es.

Por Esteffanía Albarrán ( @Colorido_bicho)