Sabemos bien que nuestra amada CDMX tiene de todo, desde gastronomía hasta lugares que integran la lista patrimonial. Seguramente se están preguntando ¿a qué nos referimos? Pues resulta que se trata nada más y nada menos que del estatus máximo que puede alcanzar una edificación.

Pues resulta que dos escuelas ubicadas en nuestra ciudad, ya forman parte de esta lista, nos referimos al Centro Escolar Revolución y a la Escuela Primaria Emiliano Zapata.

La primera de ellas, se construyó entre 1933 y 1934, por el arquitecto Antonio Muñoz García, cuenta con vitrales de Fermín Revueltas y murales de Aurora Reyes y Raúl Anguiano.

Por su parte la Escuela Primaria Emiliano Zapata, cuenta con una pintura mural de Pablo O’Higgins y fue construida por el arquitecto Juan O’ Gorman representando una expresión artística de la época.